Enter your keyword

Puro Pellet: En el Maule, el pellet puede salvar vidas

Puro Pellet: En el Maule, el pellet puede salvar vidas

Estudio de la Universidad de Talca, asegura que con el recambio de estufas tradicionales a otras que son alimentadas con pellets de madera, se evitaría la muerte de 187 personas al año. La investigación de la UTAL a la cual tuvo acceso Puro Pellet, sostiene asimismo que el cambio de las actuales contaminantes estufas por las de pellets, reduciría de 677 a 113 toneladas la emisión anual de material particulado, responsable directo de la contaminación maulina.

¿Sabía usted que con tan sólo cambiar su estufa a leña por una a pellets de madera, podría salvar la vida de 187 personas al año? Este dato no menor, que hoy comparte con sus clientes Puro Pellet, es la principal conclusión a la cual llegó un grupo de investigadores del Centro Tecnológico del Álamo de la Universidad de Talca (UTAL), entidad universitaria que liberó a fines de agosto pasado un estudio centrado en la calidad del aire de los cielos maulinos y los beneficios que significa implementar en el mediano plazo un reemplazo total de los actuales calefactores tradicionales a leña por otros que utilicen pellets de madera.

Lo que podría parecer una titánica tarea, por lo arraigado que está en el inconsciente colectivo de los habitantes de Talca, Curicó, Linares y muchas otras localidades maulinas, el hecho de calentar y cocinar en base a la quema de la tradicional leña, tiene un real y sólido asidero que es la base para sostener que el pellet de madera -efectivamente- puede salvar vidas humanas. Y para entenderlo, Puro Pellet explica las razones que ha llevado a que este trabajo realizado por los académicos de la UTAL, es quizás el mejor aliciente para tomar consciencia y migrar hacia no sólo una nueva forma más moderna, económica y limpia de calefacción, sino además una comprobada preservación de la vida humana.

Costos versus beneficios

En Puro Pellet compartimos absolutamente los resultados de los indicadores arrojados por el estudio del Centro Tecnológico del Álamo. De partida, a todas luces resulta considerablemente más barata la implementación de este recambio de calefactores versus los altísimos costos que significa para la salud pública, las muertes prematuras de niños y adultos mayores, originadas por la pésima calidad del aire que hoy respiran los maulinos, producto precisamente de esta atávica costumbre de calefaccionar sus hogares en base a la leña. Y lo que es peor, usando la que está húmeda o mojada que es mucho más barata.

El estudio de la UTAL, señala además que de realizarse el potencial recambio de calefactores, se reduciría a una séptima parte la cantidad de emisiones domiciliarias de material particulado fino (PM 2.5), elemento troncal o base de la llamada “contaminación por leña”. En palabras más simples, Puro Pellet señala que de realizarse efectivamente este cambio, se reduciría de 697 a 113 toneladas la emisión anual de PM 2.5 por calefacción residencial, con lo cual se pondría coto definitivo al problema de la contaminación endémica en el Maule.

Para Puro Pellet, este análisis viene definitivamente a validar la urgencia del recambio de calefactores anhelado por todos los sectores. Sólo es cosa de entenderlo para demostrar que se está avanzando por el camino correcto. Para ello, este estudio se elaboró integrando distintas secciones. De partida, se tomó como línea base el inventario de emisiones de PM 2.5 en la ciudad de Talca, con lo cual se generó una proyección de reducciones en la emisión de este material como consecuencia de la sustitución tecnológica; posteriormente se estimaron los costos de la eventual implementación del recambio y finalmente –tal vez lo más crucial y destacable del trabajo de la UTAL-, es que se valorizaron los efectos sanitarios en la población de la citada comuna.

Lo que hay que hacer

Los potenciales buenos indicadores de aire que generaría migrar del actual dañino tipo de calefacción hogareña a uno más amigable con el medioambiente y la vida humana,  representan en términos técnicos, un  “Beneficio Social Marginal” (BSM), debido a la consabida disminución de la contaminación. Para calcular dicho BSM, Puro Pellet señala que el estudio de la Universidad de Talca consideró la llamada “Valoración Unitaria” (VU) de los fallecimientos, valores que fluctúan entre los U$398.333 y U$633.333 dólares. De acuerdo a esto, al cambiarse a estufas que usan pellets de madera, el Estado se ahorraría la no despreciable suma de entre 223 y 354 millones de dólares por el citado “concepto de muertes prematurasevitadas”.

Puro Pellet hace hincapié que si bien los investigadores concluyeron que al cambiarse de estufas tradicionales a leña, por otras a pellets, se podría evitar la muerte de 187 personas al año, esta cifra en el tiempo se proyectaría hacia escenarios aún mucho más optimistas. Sólo es cosa de  esperar un recambio gradual de 20% del parque de estufas anualmente, en un lapso de 5 años (2021-2025),  con lo cual el número de vidas que se salvarían se elevaría a 560 personas. Muchas de ellas maulinas.

En Puro Pellet estamos convencidos que estudios de esta naturaleza, refuerzan lo que todos en el sector han venido sosteniendo durante años…es hora de “poner el cascabel al gato”. En este sentido, el Plan de Descontaminación Atmosférica talquino, considera en forma tajante que la principal forma de concretar estos objetivos, es -entre otras medidas- lograr sí o sí el recambio de calefactores en la región. A través de él, solo se pretende reemplazar, al cabo de 10 años, el 37% de las 35 mil estufas a leña que existían en Talca al año 2015. Es decir, sustituir 13 mil estufas a leña por otra tecnología en base a pellets de madera,  es definitivamente la  solución anhelada para lograr una menor tasa de emisión de material particulado fino. Así de simple.

Es un aporte más de Puro Pellet, combustión limpia para el Maule.

No Comments

Post a Comment

Your email address will not be published.